jueves, 20 de noviembre de 2014

La decisión diaria...

Es muy difícil estar bien si siempre tenemos proyectado en el futuro lo que queremos lograr o tener en el presente.

Pensamos que haciendo muchos cursos estaremos mejor o nos iluminaremos, que cuando nos llevemos mejor con nuestros hijos estaremos mejor, que cuando consigamos pareja, que cuando dejemos el trabajo, que cuando cambiemos de casa, cuando nos den la paga extra, etc.

Pero lo cierto es que cada vez que conseguimos una de las cosas anteriores nos proyectamos en la siguiente y siempre son en el futuro.

Por eso nunca las alcanzamos!

Una de las cosas que sirven para sentirnos mejor es siempre en cada situación del día a día tomar una decisión.

Siempre podemos decidir sentirnos atacados o podemos decidir sentirnos en paz, esa es nuestra decisión, llamémosle libre albedrío a pequeña escala.

Ante cualquier situación piensa: "Tengo dos opciones, sólo puedo tomar o una o la otra, es como la respiración, o inspiro o exhalo, pero las dos a la vez no puedo",

Por ejemplo un día en el trabajo tu jefe llega enfadado y se desquita contigo, antes de reaccionar, tómate unos segundos para decidir...me pongo en el papel de víctima o sigo en paz?

Si te pones en el papel de víctima reforzarás tu patrón de que todo el mundo se puede desquitar contigo y te sentirás fatal, te invadirá ese sentimiento de agobio, de nadie me quiere, el mundo es horrible y no sé que hago aquí... quiero escapar (¿y cómo sé que tienes ese patrón? porque si no lo tuvieras tu jefe no se desquitaría contigo).

En cambio si por primera vez decides no ser víctima, respiras hondo mientras decides seguir en paz y teniendo un feliz día, lo seguirás teniendo...el universo se encargará de ello, y te sorprenderá ver salir a tu jefe con una sonrisota como si no hubiera pasado nada.

A eso en chamanismo tolteca le llaman "NO TOMARSE NADA PERSONAL"

Vamos a ver otro ejemplo, tu hijo pequeño riega la leche en tu vestido cuando más prisa tienes, si actúas por inercia te pondrás como loca y le gritarás, si te detienes a pensar en la decisión diaria...
¿me pongo en el papel de loca o sigo en paz?

Si te pones en el papel de loca crearás en tu hijo el patrón de que no sabe hacer nada bien y eso es difícil de quitar de adultos (no imposible pero dificil), además todo empeorará y es probable que tengas un día desastroso cuando te empiece a remorder la culpa de haberle gritado.

En cambio si por primera vez decides respirar hondo y decidir seguir en paz, le darás un beso, te irás a cambiar y te darás cuenta que el vestido actual te queda mucho mejor que el otro y tendrás un día feliz y pacífico.

¿Es muy difícil? si, de entrada parece que sí, pero si te lo propones de corazón, llegará a ser un hábito y ya siempre decidirás seguir en paz, pase lo que pase.

¿Y qué pasará entonces? Pues que ya no necesitarás buscar nada en cursos, ni en parejas, ni en llevarte mejor con tus hijos, porque ya estarás en paz y cuando estás en paz, no necesitas conseguir nada... absolutamente nada.

¿Ahora suena fácil? si, la verdad es que si, es más fácil que seguir buscando fuera y en el futuro, sobretodo porque conseguir la paz fuera o en el futuro es absolutamente imposible.


Abrazo de poder,
Gabriela

viernes, 14 de noviembre de 2014

Vivir en la zona de confort...como hamster...

Cualquier cosa que te gustaría obtener es posible si te decides a lograrla, cada meta o sueño por cumplir es personal e intransferible, así que el único que puede hacer algo por conseguirlo eres tu mismo.

Por alguna absurda razón la mayoría de la gente piensa que salir de su zona de confort es peligroso e indeseable y prefieren vivir una vida como "hamster en jaula", dando vueltas a una ruedita que no llega a ningún lado, pero eso si, en su jaulita reciben un poco de comida cada día, agua y no tienen depredadores, es aburridísimo pero "seguro". Cubren sus necesidades básicas y con eso ya están viviendo la vida "como debe de ser". Vamos a llamarlos "hamsters" en éste artículo, con todo el respeto que se merecen los verdaderos hamsters que esos si no tienen la culpa de tener que vivir en esas jaulitas.


Y ese tipo de personas que insisto son la mayoría, son especialistas en "aconsejar" a los que osan pensar diferente: "No dejes ese trabajo que no vas a encontrar otro mejor", "La vida es un sufrimiento" "Así es la vida, bienvenido a la realidad" "Hay crisis así que no te muevas de donde estás" "No salgas, ni gastes, ni inviertas que estamos en crisis" (así se cargaron todo, se rumoreó que había una crisis todos dejaron de consumir y entonces si que hubo crisis) y una larga lista de "buenos consejos", además es curioso porque la gente que suele dar éstos consejos piensa que es muy madura e inteligente.

Cuando algún osado sale de su zona de confort, se arriesga y gana, tiene a todos esos "hamsters" diciendo: "Es que tiene un talento innato" "Es que tuvo suerte" "Eso es que tiene algún enchufe/palanca seguro" "Pues a ver cuanto le dura!".

Qué triste! Es realmente triste que no sólo la gente no quiera mejorar, si no que los demás en lugar de apoyarlo lo hundan más.

Y a qué edad es la que se deberían de hacer todos esos cambios drásticos? Pues cuando somos jóvenes y tenemos la fuerza y la salud para emprender lo que haga falta (aunque nunca es tarde).

Y con quién es con quienes más se ensañan los "hamsters"? Sí! con los jóvenes!

Hay padres hamsters, tíos hamsters, profesores hamsters (estos son los peores, cómo explicarle a jóvenes que están apunto de graduarse de alguna profesión que estamos en crisis y que no van a encontrar trabajo!!!!) y por supuesto políticos hamsters, los medios de comunicación están llenos de "expertos-en-el-tema" hamsters y no nos olvidemos de los líderes religiosos hamsters por supuesto!

La mayoría de la gente cuando viene a alguna sesión conmigo (tienen alrededor de 40 años) me dice que no quería estudiar eso, pero su padre lo obligó, o a su madre le hacía ilusión, o era el negocio familiar y no había opción, etc.

Y así van, cargando una vida de apatía, aburrimiento y desánimo, en nuestro ejemplo dando vueltas a la ruedita ya después de tantos años cansados de ver que no van a llegar más lejos por mucho que le den con más ganas.

Además se enfadan porque se esfuerzan mucho, "es que hago todo lo posible por cambiar pero todo sigue igual".

Que se lo pregunten a un hamster de verdad! hace kilómetros diarios y nunca ha llegado a ninguna parte.

Y entonces es cuando entra la pregunta más temida del mundo: "qué querías ser de mayor cuando eras pequeño?"

Y entran en conflicto, la respuesta más rápida es "pues no me acuerdo", otros me quieren esquivar la pregunta cambiando de tema, otros me dicen que ya es imposible que para qué hablar de ello.

Cuando entramos en la excusa de que ya es "demasiado tarde" les hago la segunda pregunta más temida del mundo: "Te quedan unos cuarenta años por delante, son muchos, lo mismo que has vivido hasta ahora...cómo quieres vivirlos?"

Y ahí si se les abren los ojos al máximo..."40 años por delante y ya estoy aburrido y apático desde ahora!!!!"

Pues a decidir...

Te quedas dando vuelta a la ruedita en tu jaulita, cumpliendo las expectativas de los padres, marido o mujer, hijos, familiares, amigos, compañeros de trabajo y por último sociedad en general los siguientes 40 años de tu vida...
ó 
Te sales de la zona de confort (en nuestro ejemplo de la ruedita y de la jaula) y experimentas

Lo peor que puede pasar es que te caigas, pero siempre, mientras estés vivo, tienes la opción de levantarte y además cada vez que te levantas habrás aprendido algo y te sentirás más fuerte.

Claro que el salir de la zona de confort implica conocer a nuevas personas, escuchar cada vez más "buenos consejos" de los hamsters que te harán flaquear, encontrar nuevas maneras de hacer las cosas, conocerte a ti mismo, enfrentarte a tus miedos, atreverte a hacer cosas que nunca has hecho, arriesgarte a que te critiquen, enfrentar el rechazo de tus seres más queridos (y eso duele) y dejar atrás... desapegarte de todo, cosas materiales, viejas amistades con hamsters que ya no vas a ver más (porque ellos seguirán en la jaulita) y sobretodo de pensamientos y emociones que ya no te sirven, que te anclan a la jaulita, necesitas tirar todo eso sin mirar si alguna cosa sirve aún, no puedes salir de la jaulita con tanto peso, no llegarías tan lejos!

Y me preguntarán: "con todo eso entonces qué tiene de bueno salir de la jaula?"

La libertad de ser como realmente quieres ser, de ir por la vida con una sonrisa permanente, de tomar tus propias decisiones, de hacer lo que más te gusta, de decir lo que realmente piensas, de dar tu mejor esfuerzo en lo que haces porque además "curiosamente" lo haces mejor que nadie, de bendecir cada día que empieza porque sabes que es un nuevo reto, una nueva aventura y de llegar lo más lejos que sea posible para ti, vivir la vida como una aventura que nunca sabes que camino tomará, sabiendo que si compartes lo que has aprendido cada vez aprenderás más, que si te amas y respetas más a ti mismo cada vez será más fácil amar y respetar a todo el que se cruza en tu camino y que no hay marcha atrás porque aunque nunca sepas adonde te llevará la libertad tienes la certeza de que nunca te llevará de regreso a la jaulita.

Atrévete! Libérate, sólo tu puedes tomar la decisión! Sal de la jaula! Vale la pena!

Abrazo de poder,
Gabriela
www.reikiychamanismo.com
http://reikiychamanismo.blogspot.com.es/
https://www.facebook.com/chamanismoenbarcelona
https://www.facebook.com/ReikiUnitarioenbarcelona
https://www.youtube.com/user/REIKIYCHAMANISMO

lunes, 3 de noviembre de 2014

La importancia del árbol genealógico

En nuestra sociedad muchas veces no conocimos a nuestros bisabuelos y bisabuelas, ni tampoco tenemos costumbre de preguntar cómo eran, qué hacían, qué se les daba bien y qué mal, dónde vivían, etc.



Hay culturas en las que no se les da importancia a los mayores, al contrario en cuanto se ponen complicados los llevan a una residencia y mientras menos sepan de ellos mejor.

Es una pena que sea así porque como dice el refrán: "más sabe el diablo por viejo que por diablo"

Los mayores han acumulado una experiencia que es invaluable y lo mejor del caso es que les encanta compartirla con quien tenga el interés y el tiempo para preguntarles su opinión de las cosas.

Y siendo conscientes en relativamente poco tiempo estaremos como ellos, la vida se pasa como agua entre los dedos, así que si ahora te desespera el anciano que va cruzando la calle con inseguridad en cada paso, espera unos años...como lo ves te verás...así que más vale sonreírles pacientemente mientras cruzan, que lo que sembremos cosecharemos y tal vez en nuestra vejez nos podremos topar con algún joven paciente, que tenga una sonrisa y unos minutos que dedicarnos, en una realidad en la que todo se pone difícil, que cada vez se va más lento mientras el mundo se mueve más rápido y cada vez se pierden más facultades, se queda uno sólo, tiene menos dinero, menos ayuda, menos de todo...

Cuando trabajamos con el árbol genealógico dentro del camino interno, la persona puede percibir, ya que se encuentra en un estado alterado de consciencia, a todas sus abuelas haciendo una especie de fila interminable y a sus abuelos en el otro costado, La fila empieza con la madre y el padre de cada uno y luego sigue con abuelas, bisabuelas, tatarabuelas, etc. y la fila masculina igual.

No nos importa si la madre, la abuela, o todos los de la línea están ya fallecidos, trabajamos con ellos exactamente igual, porque su energía, su esencia ahí sigue, lo que realmente eran permanece aunque su cuerpo físico ya esté enterrado en algún lugar.

La fila de hombres y mujeres de la que desciendes se encuentra ahí delante de ti y puedes percibir su energía. Es muy emotivo percibirlos porque la mayoría de las veces sientes su enorme cariño y amor, su protección y el cuidado y atención que tienen puesto en ti.

Al final, es comprensible, eres la hija, o la nieta, o la biznieta viva, la que está trabajando en éste momento, a la que le toca limpiar toda la carga que ellos en su día no pudieron, la ventaja es que ahora tenemos muchas más herramientas para limpiar y mejorar y si ellos nos dicen sus puntos débiles ya tenemos avanzado un gran camino.

Hay personas con las que trabajo que me dicen que se sienten muy solas, sin embargo cuando las llevo ahí, nadie es capaz de decirme que está solo, hay una línea infinita de seres que te aman y están orgullosos de ti, pendientes de tus logros porque si tu limpias lo que ellos no pudieron limpiar los beneficias, los iluminas y les aligeras la carga.

Y por supuesto que si haces bien tu trabajo le ahorras a tu hija, a tu nieta, a tu biznieta y a toda la línea que vendrá después pasar por lo mismo, les limpias el camino y les dejas una vida más fácil.

Volviendo al momento de percibir a los ancestros, puedes obtener información de los dones y talentos que has heredado de ellos, es posible que de algunos ya fueras consciente y en cambio a otros no les hubieras dado importancia hasta ahora y en ese momento te das cuenta que pintas tan bonito porque vienes de una familia de pintores, que se te facilita hablar en público porque tus antepasados se dedicaron a eso por generaciones, que cocinas divinamente porque tus abuelas hacían de la cocina su pasión, etc. y comprendes porqué te es tan fácil hacer según qué cosas.

También te enteras de las sombras y defectos, hay veces que si la persona tiene problemas para encontrar pareja delante de sus ancestros se de cuenta que todas las mujeres de su linaje se sintieron no aceptadas, no amadas e incluso engañadas por sus maridos.

Si tienes problemas para aguantar tu ira te das cuenta que la fila de ancestros masculina tiene una agresividad a punto de estallar, si por el contrario eres muy tímido, te das cuenta de que todo tu linaje es inseguro y tímido y así te vas dando cuenta de qué pie cojeas...y de dónde viene...

En ocasiones nos damos cuenta de que alguno de los miembros del linaje lanzó o recibió una maldición de alguien o hacia alguien y eso sigue perjudicando a todos incluída a ti y la limpiamos obviamente.

Si alguno de los miembros no se ha podido ir a la Luz lo podemos ayudar a pasar en ese momento, podemos limpiar amarres, ataduras, maldiciones, secretos, etc. que te perjudican a ti en tu vida y si no lo limpiamos se pasará a las siguientes generaciones.

Y cuando terminamos de analizar, de limpiar y de comprender los honramos, no hay momento más especial y emotivo que cuando finalmente decidimos bajar nuestra cabeza delante de ellos, en señal de agradecimiento, de honra y de humildad hacia nuestros orígenes.

Todos se vuelven locos de contentos y la energía sube inmediatamente, el nivel de vibración se eleva porque honrar y respetar a quienes nos dieron la vida y nos transmitieron su sabiduría, su saber hacer, su pasión y también sus sombras, sus defectos, sus imperfecciones que también son muy importantes para vencerlas y ser mejores cada vez, es lo mejor que podemos hacer por nosotros mismos y por nuestra madre y nuestro padre, y nuestra hija y nuestro hijo y nuestro abuelo y nuestro bisabuelo y la tatarabuela y el tatarabuelo y no nos olvidemos de los nietos y biznietos y....al final nos damos cuenta de que todos somos uno, porque la fila hacia el pasado y hacia el futuro se vuelve interminable, en un bucle de seres tan parecidos, que comparten casi todo, las manías, costumbres, gustos, pasiones, defectos, y en ese momento se pierde la noción del tiempo, todos son importantes y todos están ahí, los que aún no han nacido y los que ya han fallecido hace años, la línea del tiempo pierde sentido, todos son tan importantes como tu misma y todos están contenidos en ti misma, por lo tanto tu trabajo de limpieza emocional, de limpiar patrones, de superarte a ti misma en cada ocasión posible es tan importante porque no sólo te beneficia a ti, si no que los beneficias a todos y a todas pasado y futuro juntos en una sola.

Así que a trabajar...por todos y todas, por ti misma y por el todo...que a mayor tiempo pase más difícil será por el tema de la edad, aunque nunca es tarde, si no en ésta vida, en otra y si no en otra y otra...

Abrazo de poder,
Gabriela