jueves, 4 de diciembre de 2014

Tus conversaciones diarias...

De qué sueles hablar con tus compañeros de trabajo, con tus hermanos, con tu mama, con tus vecinos, con tus hijos, con tu pareja...y sobretodo con tus amigas/os?

Hay veces que sin querer entras en un círculo de hablar sólo de lo que te molesta, te duele, te pasa y lo vas repitiendo con todos los que se topan contigo....varias veces al día repites lo mismo a diferentes personas, vamos a llamarla una conversación negativa.

Cada vez que haces eso le estás dando más poder a eso de lo que hablas. Y cada vez va empeorando más lo que te pasa, con lo que cada vez tienes más tema de conversación negativo.

Recuerda que eres creador/a de tu realidad, tienes el poder de cambiar tu entorno si aprendes a ir cambiando tu interior, eso lo has oído miles de veces pero parece que nunca te lo crees, te entra por una oreja y te sale por la otra, sólo por eso es que te encuentras mal, imagínate si es importante o no!!!

Hay una creencia de que las amigas están para que nos desahoguemos, desde mi punto de vista los amigos están para divertirnos juntos, para apoyarnos cuando nos tiramos a la piscina, para ir a explorar lugares nuevos, para compartir una comida, nuestro cumpleaños, nuestras buenas noticias, para alegrarnos los unos a los otros de nuestros triunfos.

Cuando les soltamos nuestros problemas a través de nuestras palabras, no se ve, pero si pudiéramos ver con nuestros ojos físicos la energía que estamos soltando veríamos una como nube negra que le echamos a nuestra amiga, vamos a ser muy gráficos, es como si metieras a tu amiga en un contenedor de basura y le echaras tus cáscaras de plátano, cascarones de huevo, la leche agria que se te estropeo, todo lo que ya no te sirve... lo desechas en ella.



Por eso hay quien dice que para eso son las amigas, porque cuando le echan a la pobre amiga su porquería ya se quedan muy frescas momentáneamente, hasta que se encuentran a otra amiga y le vuelven a repetir la historia.

Y cómo se queda la pobre amiga? Fatal, no es casualidad que después de haber escuchado una buena conversación negativa a ella le empiecen a pasar una serie de tragedias y se le estropeé el día.

Entonces seguirá el patrón y ahora ella le llamará a la amiga y le contará su día espantoso y la otra le dirá que a ella le acaba de empeorar y así la actualiza en el culebrón y así van, unas a otras echándose la porquería con lo que cada vez más se empeora todo para las dos y cada vez tienen más tema para una buena conversación negativa...y luego la conclusión: "la vida es un sufrimiento!"

Muchas veces cuando viene alguna linda chica que podría ser muy feliz y sin motivo aparentemente está hecha polvo, le pregunto si le escucha sus problemas a sus amigas y me dice "que claro! que para eso es una buena amiga!"

Cuando les explico ésto se me quedan viendo como si les acabara de decir la cosa más rara del mundo y me dicen y "qué voy a hacer? cuando venga mi amiga a quejarse le digo que no la voy a escuchar? Eso es de mala amiga!"

Eso no es de mala amiga, eso es un patrón negativo que tiene la sociedad y hay que cambiarlo porque no beneficia a nadie, sólo perjudica a todo el mundo y no nos extrañe entonces que todo esté como esté.

Es lógico que nos pueden pasar cosas negativas, hasta el último día de nuestro vida tendremos pruebas que superar, eso no nos lo va a quitar nadie, pero la manera de reaccionar ante dichas circunstancias si debe cambiar.

Si de verdad amas a tu amiga, la beneficias más si la sacas de ese comportamiento destructivo de ir potenciando su negatividad que si le recibes su porquería y te la quedas tu.

Explícale de entrada que cuando tienen conversaciones negativas potencian aquello que repiten.

Luego dile que porqué no experimentan juntas qué pasaría si dejaran las conversaciones negativas y pasaran a las conversaciones positivas.

Si consigues que se llegue a reir a carcajadas le habrás ayudado mucho más que si le recibes su conversación negativa. Y mientras ustedes se ríen a carcajadas el universo se encarga de resolver el problema, mientras menos quieras controlar algo mejor se resuelve.

Además para eso estamos los terapeutas, para escuchar los problemas de los demás y transmutarlos, sanarlos, encaminarlos hacia la sanación, para eso hacemos cursos, leemos libros, estudiamos, experimentamos, nos vamos sanando a nosotros mismos para aprender qué funciona y qué no, es nuestra profesión así que estamos a veces mucho más de 8 horas al día buscando métodos para ayudar a las personas a resolver sus problemas.

Una amiga no tiene esa formación, así que sólo escucharte no equivale a ayudar a sanarte, al contrario equivale a ayudar a potenciar el problema.

Por otro lado todos contamos con algo que se llama "intuición" eso nos lleva a nuestro verdadero camino, nadie sabe lo que otra persona necesita o le serviría, para eso sirve la intuición para que cada uno se guíe por su propio camino, así que nadie podría aconsejarte lo que de verdad necesitas hacer, porque nadie se sabe tu historia completa, lo que hay en tu inconsciente, lo que te pasó en otras vidas, lo que estás alimentando inconscientemente, tus patrones, tus traumas, tus aprendizajes, tu karma.

Un terapeuta tiene herramientas para ayudarte a encontrar tu camino, pero una amiga normal y corriente no tiene esas herramientas y una vez más te podría aconsejar algo que no sea tu verdadero camino.

Así que si de verdad te amas a ti misma, no recibas "las cáscaras de huevo y la leche agria" de tus amigas, no les aceptes sus conversaciones negativas, tú no te mereces que ensucien tu energía de esa manera.

Ojo, estás rechazando sus conversaciones negativas no estás rechazando a tu amiga, son cosas diferentes, no las echemos en el mismo saco.

Tu amiga es una persona valiosa que inconscientemente está repitiendo un patrón "normal" en la sociedad, no es que sea "mala persona", no hay que rechazarla, hay que ayudarla a cambiar una conversación negativa por una positiva.

Y si de verdad amas a tu amiga, no le retroalimentes sus problemas, no le aconsejes algo que no estás segura de que le convenga, no le tengas lástima, mejor hazla reír a carcajadas!!!



Abrazo de poder,
Gabriela







No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.